domingo, 7 de noviembre de 2010

Coplas a la liberacion de mi corazón

Casa propia, vida propia.


a ti doncella galante
que por mi libertad no esperaste
me hice adalid de mi bandera
que en el suelo dejaste

para purgar los dolores
en mi corazón apareciste
pero con el tiempo
la herida se hizo quiste

No me esperes sentada,
yo Ulises, el sincero
porque tu, sirena varada
con tu canto plañidero
de mi armadura me desnudaste
mas
el mástil de mi barco es de buen velero
y mis marineros, capitanes
así que no puedo sufrir por "ese te quise"
un beso, un saludo verdadero
de tu amigo el Campillero
Publicar un comentario